SECHURANOS CELEBRARON A NUESTRA SEÑORA DE LA LUZ

 08 de septiembre (Oficina de prensa).- Hoy Sechura celebró la fiesta patronal de Nuestra Señora de la Luz, conmemorando también la fiesta de la Natividad de la Santísima Virgen María, con una Santa Misa celebrada en la Parroquia San Martín de Tours, la cual fue presidida por Monseñor José Antonio Eguren S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, y concelebrada por el Párroco del lugar, el R.P. Juan Lequernaqué.

Haciendo un alto a sus actividades cotidianas, gran cantidad de sechuranos participaron en la celebración eucarística y así rindieron un sentido homenaje de fe y de amor a María, "quien dio al mundo al Señor Jesús, Sol de justicia que nace de lo alto para iluminar y llenar nuestras vidas con su amor. Sechura venera a Santa María como Nuestra Señora de la Luz, pues ciertamente Ella dio a luz a Aquel que es la Luz del mundo, para iluminar a los que están en tinieblas”, expresó nuestro Arzobispo en su homilía.

 Monseñor Eguren hizo especial referencia a la imagen de Nuestra Señora de la Luz, destacando de ella la mano que Santa María tiende a un hombre, en clara liberación de las asechanzas del demonio: “Al pronunciar su generoso Sí en el momento de la Anunciación-Encarnación, María colabora en toda la obra de salvación que debe llevar a cabo su Hijo. Ella es Madre de Jesús y Madre nuestra en el orden de la gracia, haciendo posible que cada uno de nosotros pase de las tinieblas a la luz, de la muerte a la vida. La tarea de María es la de cuidarnos, de protegernos de las asechanzas del demonio, rescatarnos de sus manos, y ayudarnos a ser en todo semejantes a su Hijo Jesucristo, el Camino, la Verdad y la Vida”, aseguró nuestro Pastor.

“Por eso es importante crecer en nuestra piedad filial, descubrirnos sus hijos y tenerle profunda devoción – agregó nuestro Arzobispo – .Quererla, honrarla, amarla con nuestros afectos más puros no sólo hoy en el día de su Natividad, sino todos los días del año. Esta fiesta debe ser un impulso para aumentar nuestro amor a Ella y honrarla como le gusta: con fidelidad a Cristo, con una vida cristiana auténtica, con una vida cristiana que rechace el pecado, y en definitiva que rechace al demonio. Santa María, Reina de los santos, espera de nosotros la santidad de vida para que en todo seamos semejantes a su Hijo Jesús”.

 Monseñor Eguren también destacó de la imagen de Nuestra Señora de la Luz un ángel con un cesto lleno de corazones. “Esa cesta representa nuestros corazones, representa nuestra fe, nuestra esperanza, nuestras vidas, pero vidas de creyentes, llenas de amor a Jesús nuestro Salvador, llenas de confianza en su Hijo y en su Palabra”, indicó.

Antes de finalizar la celebración eucarística, el Arzobispo de Piura y Tumbes dio a conocer una importante y alegre noticia al informar que la Empresa Vale en estos días dará a conocer el nombre de la empresa que se encargará de la construcción del Centro Perimétrico de la Parroquia San Martín de Tour de Sechura, lo cual constituye el primer paso para la restauración y puesta en valor de este histórico Templo.

Posteriormente, el R.P. Juan Lequernaqué leyó a los presentes una “Moción de Orden del día” enviada por el Congresista de la República, Sr. Freddy Sarmiento Betancourt, en la cual el Congreso de la República rinde homenaje a Nuestra Señora de la Luz, haciendo extensiva esta moción de saludo a todo el pueblo católico de Piura, al Párroco de San Martín de Tours, a los miembros de la Hermandad de la Virgen de la Luz y de manera especial al Arzobispo de Piura y Tumbes.

 

 

jueves 8 septiembre, 2011