RINDEN HOMANAJE A LOS MÁS PEQUEÑOS E INDEFENSOS DE LOS PERUANOS: LOS NIÑOS POR NACER

 25 de marzo (Oficina de prensa).- En el Día del Niño por Nacer, que se celebra en el Perú desde el año 2002 cada 25 de marzo, autoridades de nuestra Región encabezadas por el Lic. Javier Atkins, Presidente del Gobierno Regional y Monseñor José Antonio Eguren, S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, rindieron homenaje a los más pequeños e indefensos de los ciudadanos peruanos, los concebidos no nacidos, con una ceremonia de izamiento de la bandera y desfile cívico militar que tuvo lugar en la Plaza de Armas de nuestra ciudad.

En la oportunidad se dio lectura al Mensaje del Día del Niño por Nacer de la Comisión Familia y Vida de la Conferencia Episcopal Peruana, que preside Monseñor Eguren, en la cual sostiene que las palabras del lema de esta Jornada “Así como tú, yo también tengo derecho a vivir”, hoy son pronunciadas por “el más indefenso de los seres humanos, el concebido, el niño por nacer. Y las dirige al Estado, que bajo ciertas circunstancias cree que debe despenalizar el aborto; a los movimientos antivida, que bajo supuestos derechos sexuales y reproductivos creen que debe reconocerse a las mujeres el “derecho a abortar”; a todas a aquellas personas que por indiferencia o negligencia aprueban la despenalización o la legalización del aborto. Finalmente, las dirige a su propia madre, aquella que es la última depositaria de su esperanza de no ser eliminado y así poder nacer y vivir”.

Posteriormente se dio inicio al desfile cívico militar en el que participaron miembros del Ejército peruano, grupos de madres gestantes, bebes, niños, obstetricias, médicos, enfermeras, parroquias, movimientos eclesiales e instituciones educativas.
     

 VERDADERO DIOS Y VERDADERO HOMBRE

 A las 8:30 a.m. de hoy Monseñor Eguren presidió la Santa Misa en la Basílica Catedral de Piura en el último domingo de Cuaresma. En la celebración eucarística participaron catecúmenos que en la próxima Vigilia Pascual recibirán el santo Bautismo y los demás sacramentos de iniciación cristiana. En esta oportunidad recibieron de manos de nuestro Arzobispo el Credo y el Padrenuestro, documentos que desde la antigüedad se entregan en la fase final del catecumenado.

De acuerdo al Evangelio de este domingo, el cual describe la resurrección de Lázaro, Monseñor Eguren señaló que este pasaje manifiesta a Cristo como Dios verdadero y a la vez lo revela como Hombre verdadero: “el Señor, al devolverle la vida a su amigo Lázaro después de cuatro días de estar muerto y enterrado, nos muestra a Jesús como el Hijo de Dios, el Verbo Eterno del Padre, que se encarnó en el seno virginal de santa María, y se hizo hombre en todo igual a nosotros menos en el pecado. El Evangelio nos narra que Jesús se conmovió ante la tristeza de las hermanas y amigos de Lázaro, y Él mismo lloró al verlo muerto. Es el dolor que siente Jesús por la muerte de su amigo…es el dolor que siente Jesús por cada uno de nosotros que por culpa del pecado nos hacemos esclavos del mal”.

Seguidamente, nuestro Pastor reflexionó: “llama la atención la amistad profunda que Jesús tenía con Lázaro, Marta y María, lo cual nos manifiesta que así como a ellos, Jesús nos ofrece su amistad y afecto. Él quiere ser tu amigo, quiere relacionarse contigo, darte lo mejor de sí, la Vida, Su Vida inmortal y eterna… ¿Vanos a despreciar esa amistad? ¿Quién puede darnos la victoria sobre la muerte en este mundo? ¿Acaso el poder, el placer, el tener? El único capaz de darnos vida y vida eterna, de colmar nuestros corazones de felicidad y plenitud, es Jesús”.

Al finalizar la Eucaristía Monseñor Eguren invitó a los presentes a participar el próximo domingo en la Misa de Domingo de Ramos en la Pasión del Señor, cuya celebración central se realizará a las 8 de la mañana en la Basílica Catedral de Piura.

domingo 25 marzo, 2012