PARROQUIA NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE CELEBRÓ A SU PATRONA CON PROCESIÓN Y SANTA MISA

 14 de diciembre (Oficina de prensa).- El 12 de diciembre pasado, en el tercer domingo de Adviento donde la liturgia nos invita a la alegría en el Señor, los devotos piuranos de Nuestra Señora de Guadalupe celebraron su Fiesta con oraciones y cantos.

La celebración principal se realizó en la Parroquia Nuestra Señora de Guadalupe en la urbanización Piura con una Santa Misa presidida por Monseñor José Antonio Eguren, S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura y concelebrada por el R.P. David Sánchez Santur, párroco del lugar.

 Cientos de fieles participaron en las actividades previas de preparación para esta Fiesta, entre ellas una procesión con la imagen de la Virgen de Guadalupe por los alrededores de la Parroquia. Ya en la celebración eucarística, los fieles portaron en sus manos un afiche con la hermosa imagen de “la guadalupana”, las cuales fueron bendecidas por Monseñor Eguren al finalizar la Misa.

Nuestro Arzobispo recordó algunas palabras que Santa María, bajo la advocación de Nuestra Señora de Guadalupe, le dijo a Juan Diego cuando se le apareció en el cerro Tepeyac, en México: “¿No estoy yo aquí que soy tu Madre? ¿No estás bajo mi sombra? ¿No estás por ventura en mi regazo? Esto es lo que nos pide Santa María, que confiemos en Ella sobre todo en los momentos de prueba y de dolor. Sabiéndonos amados por María no debemos caer en desesperanza, sino mantener la alegría en el Señor, ¡siempre alegres en el Señor!”.

 Monseñor Eguren alentó a los fieles católicos a ver a Santa María como la Estrella de la Evangelización. “Ella es la que nos guía a Jesús, es el camino por donde siempre encontraremos a Jesús, y en Jesús la vida eterna. Dios quiere que la amemos, que la busquemos, que la veneremos con el único objeto de ser una senda segura de encuentro con quien es el Camino, la Verdad y la Vida. María siempre nos mostrará y nos llevará a su Hijo Jesús”.

Al finalizar la Santa Misa, un grupo de mariachis entonó cantos marianos a la imagen de la Virgen de Guadalupe, siendo acompañados con sus voces y palmas por los fieles presentes.

 

 

martes 14 diciembre, 2010