“NO PENSEMOS SÓLO EN NUESTRO BIEN PERSONAL, PENSEMOS EN UN BIEN MÁS GRANDE, PENSEMOS EN EL PERÚ”

 10 de abril (Oficina de prensa).- Con una Basílica Catedral colmada de fieles, Monseñor José Antonio Eguren, S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, celebró anoche la misa correspondiente al V Domingo de Cuaresma, pidiendo a los presentes orar por la buena marcha de las Elecciones Generales 2011 que se están llevando a cabo hoy en todo el Perú, especialmente para que esta jornada cívica se desarrolle “en paz, en espíritu de unidad y para que la votación sea el reflejo de haber pensado no sólo en nuestro bien personal, sino en un bien más grande que se llama Perú”.

En la celebración eucarística también estuvieron presentes una decena de catecúmenos que en la próxima Vigilia Pascual recibirán el santo Bautismo y los demás sacramentos de la iniciación cristiana, obteniendo de manos de nuestro Pastor el Credo y el Padrenuestro, documentos que desde la antigüedad se entregan en la fase final del catecumenado.

 Monseñor Eguren al referirse a las elecciones presidenciales que se realizan hoy, alentó a los presentes a votar en conciencia: “que nuestro voto afiance los pasos del Perú por los caminos auténticos del bien común, del desarrollo y de la justicia, la defesa de la vida desde el momento de la concepción hasta la muerte natural, y asegure el destino que nos promete el Señor como lo anuncia el Evangelio de este domingo”.

Siguiendo las enseñanzas del Evangelio de este último domingo de Cuaresma, que describe la resurrección de Lázaro, Monseñor José Antonio expresó que este acontecimiento “fue un signo evidente e irrefutable de que Jesús es el Señor de la Vida y que como tal tiene el poder sobre la muerte”.

“El milagro que el Señor Jesús realiza – agregó nuestro Arzobispo – respalda que Jesús es ‘la resurrección y la vida’. El que cree en Él ‘no morirá para siempre’. Jesús es la fuente de la vida presente y futura, Él tiene el poder para devolver la vida a quien la ha perdido, Él tiene el poder de resucitar, Él verdaderamente resucitará para una vida nueva y transfigurada a todo aquél que crea en Él”.

 Monseñor Eguren advirtió en la pregunta que Jesús le hace a Marta, una de las hermanas de Lázaro: “¿Crees esto?, invitándola a creer en Él y en su palabra, exigiéndole una adhesión total a sus enseñanzas. “También hoy el Señor nos pregunta a cada uno de nosotros: ¿Crees en esto? ¿Crees que Jesús es vida y tiene el poder sobre la muerte? ¿Crees que es capaz de ayudarnos a cruzar la frontera de la muerte para vivir con El eternamente? ¿Crees que ha vencido al pecado y a la muerte y que nos conduce a la eternidad? Si como Marta le decimos ‘sí, Señor, yo creo’, hemos de vivir también de acuerdo a lo que creemos para participar de la promesa del Señor, resucitar con Él para la vida eterna. Debemos vivir con Jesús, en Jesús, por Jesús. Él es el único que realmente puede dar sentido verdadero a nuestra vida y después de esta vida, la eternidad y el cielo. Por eso es tan decisiva la fe en Cristo”.

‘“¡Sal fuera!’. Con estas palabras Lázaro es liberado por el Señor de los lazos de la muerte. La tumba no puede retener a quien la muerte había atrapado. La voz del Señor es poderosa, su palabra revive el mismo cuerpo que la muerte descompone y disuelve. Nada resiste al mandato del Señor”, concluyó Monseñor Eguren.

Nuestro Arzobispo invitó a todos los fieles católicos de la Arquidiócesis a participar intensamente en las actividades de Semana Santa que comienza el próximo domingo con el tradicional Domingo de Ramos, cuya celebracion central se realizará en el Atrio de la Catedral de Piura, a las 8:00 a.m.

domingo 10 abril, 2011