JÓVENES DE PIURA Y TUMBES COMPROMETIDOS CON LA VERDAD, EL AMOR Y LA VIDA

 29 de noviembre (Oficina de prensa).- Bajo el lema “Discípulos Misioneros comprometidos con la Verdad, el Amor y la Vida”, cerca de 3000 jóvenes provenientes de toda la Arquidiócesis de Piura y Tumbes, se reunieron el 20 y 21 de noviembre pasados en el Estadio del distrito de La Unión en el Bajo Piura para participar en el IV Congreso y V Encuentro Juvenil Arquidiocesano.

Unas de las actividades centrales de este encuentro fueron las palabras y la bendición de Monseñor José Antonio Eguren, S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, quien se dirigió a los jóvenes para exhortarlos a ser amigos de Jesús porque “es el único que te dará la respuestas a las preguntas fundamentales de tu vida”.

 Jesús saciará el hambre de grandeza de tu corazón. ¿No están cansados de la maldad, de la impureza, de la corrupción, de las deshonestidades, de las esclavitudes que ofrece el mundo? ¿Del alcohol, la droga, del sexo fácil? ¿No están cansados de ver tantas vidas fracasadas y envejecidas prematuramente? Y ¿Quién puede ponerle remedio a esa situación? Tú, solamente tú. ¿Cómo? En esa relación personal y amical con Jesús. Jesús te abrirá a todo lo bueno, lo digno, lo grande de la vida, embelleciendo tu vida, haciendo de ella y de su entorno una vida renovada”, explicó.

Monseñor Eguren también señaló la importancia de recuperar la certeza de la fe:”Lo que Jesús te ofrece es mucho más de lo que te ofrece el mundo. No temas a lo que Jesús te pueda pedir, pues está en directa relación con tu felicidad. Él ha dado muestra suficiente de su sólo interés por tu felicidad y salvación. ¡No tengas miedo! Como dice el Santo Padre ‘ Jesús no quita nada, Él lo da todo’”.

 Toma conciencia – agregó nuestro Pastor- que los anhelos que tienes en tu corazón no son otra cosa que nostalgia profunda de Dios. Sólo Él puede llenar esa hambre de infinito. ¡Qué absurdo es cuando el ser humano se quiere alejar de Dios! ¡Qué absurdo cuando intenta apartarse de Dios siendo Él el fundamento, donde el ser humano se encuentra así mismo y puede saciar el hambre de su corazón!”

 Monseñor Eguren alentó a los jóvenes a ser apóstoles de otros jóvenes. “La Iglesia cuenta con ustedes, necesita de tu fe viva, de tu caridad creativa. La Iglesia de Piura y Tumbes necesita de ustedes que la rejuvenece y le da un nuevo impulso. Son el rostro joven de la Iglesia, en ella se ve a Cristo vivo y resucitado”.

Los miles de jóvenes presentes aplaudieron con gran entusiasmo las palabras de su Pastor, lo cual preparó el ambiente para que representantes de las Vicarías Foráneas de la Arquidiócesis llevaran hacia el escenario y en procesión la Cruz de madera que ha estado presente en todos los Encuentro Juveniles, y que en esta oportunidad será confiada a los jóvenes de la Vicaría de Paita, próxima sede del Congreso y Encuentro Juvenil del 2011.

 Los temas de reflexión de este IV Congreso y V Encuentro Juvenil Arquidiocesano estuvieron a cargo del Pbro. Manuel Curay de la Vicaría Foránea del Bajo Piura, del Pbro Jimmy Coveñas de la Vicaría Foránea de Sullana y del Pbro. Tito Zapata de la misma Vicaría Foránea.

lunes 29 noviembre, 2010