EN EL MES DE MARIA: MARATÓN DE ROSARIOS POR EL FIN DE LA PANDEMIA Y EL PERÚ

27 de abril de 2021 (Oficina de Prensa).- Nuestro Arzobispo Metropolitano Monseñor José Antonio Eguren Anselmi S.C.V., ha dirigido una carta a los Párrocos, Rectores de iglesias, Capellanes, Superiores y Superioras de las Comunidades de Vida Consagrada, Responsables de los Movimientos Eclesiales, de Hermandades y Cofradías, y Directores de los Colegios Religiosos de Piura y Tumbes, en la que, en comunión con el Santo Padre, nos anima a durante todo el Mes de Mayo, se realice el rezo diario del Santo Rosario en nuestra Arquidiócesis, pidiendo especialmente por el fin de la pandemia y por nuestro querido Perú.

A continuación compartimos el texto íntegro de la Carta Circular que ha dirigido nuestro Pastor:

ARZOBISPADO DE PIURA

           ARZPASTORAL 006/2021

San Miguel de Piura, 26 de abril de 2021

EN EL MES DE MARÍA
MARATÓN DE ROSARIOS
POR EL FIN DE LA PANDEMIA Y EL PERÚ 

Estimados Párrocos, Rectores de iglesias, Capellanes, Superiores y Superioras de las Comunidades de Vida Consagrada, Responsables de los Movimientos Eclesiales, de Hermandades y Cofradías, y Directores de los Colegios Religiosos:

Reciban un cordial saludo en el Señor Jesús.

Dentro de muy pocos días comenzaremos a vivir el Mes de Mayo, Mes de María nuestra Madre Santísima. El Papa Francisco ha expresado su deseo de que cada día de este tradicional Mes Mariano se rece el Santo Rosario, preferentemente a las 6:00pm, en un maratón de oración donde toda la Iglesia eleve incesantemente su oración a Dios, para invocar el fin de la pandemia por la intercesión de Santa María. De manera especial esto se hará desde todos los Santuarios Marianos del mundo, pero también es deseo del Papa que se haga entre los fieles, las familias y las comunidades.  

En comunión con el Santo Padre, les pido a los sacerdotes de Piura y Tumbes que, en todos los templos, capillas y lugares de culto, se rece el Rosario cada día del mes de Mayo por el fin de la pandemia, observando estrictamente los protocolos de bioseguridad ampliamente difundidos entre nosotros.

De manera muy especial tendrá que rezarse el Santo Rosario delante de la imagen de “Nuestra Señora de las Mercedes de Paita”, Patrona de nuestra Arquidiócesis, que actualmente se venera en la iglesia de San Francisco de Asís de la Buena Esperanza. Pienso también en los Santuarios de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro y de María Auxiliadora, devociones marianas tan arraigadas entre nosotros, y en la Inmaculada Concepción, patrona de Tumbes.     

Asimismo, les pido a nuestras familias, verdaderas Iglesias domésticas, que se reúnan en un horario adecuado en donde todos los miembros del hogar estén juntos en casa para rezar el Rosario. Será una manera de vivir el “Año de la Familia” que actualmente estamos celebrando. Lo mismo les pido a nuestras comunidades de Vida Consagrada.

Convoco a los Movimientos Eclesiales, Hermandades y Cofradías, y Grupos Apostólicos, a que apoyen y difundan esta iniciativa pontificia. Papel importante en la coordinación y realización fructuosa de esta campaña, la tendrá nuestra Oficina Arquidiocesana del “Rosario en Familia”.

El Rosario ha sido siempre la oración de los pobres y sencillos, arma espiritual poderosa para atraer de Dios, por la eficaz intercesión de la Santísima Virgen María, las gracias y bendiciones que necesitamos: “Aquellos que recen con enorme fe el Rosario recibirán gracias especiales…Prometo mi protección y las gracias más grandes a aquellos que recen el Rosario…Aquellos que recen con mucha fe el Santo Rosario en vida y en la hora de su muerte encontrarán la luz de Dios y la plenitud de su gracia…En la hora de la muerte participarán en el paraíso por los méritos de los Santos” (De las promesas de Nuestra Señora para quienes recen frecuentemente y con devoción el Rosario). Estoy seguro de que Nuestra Madre le pedirá a su Hijo nos adelante, tal como lo hizo en Caná de Galilea, la hora de la salud. 

Oración por el Perú

En Mayo, al rezar el Rosario, imploremos también a la Virgen Madre de Dios y nuestra, que cubra con su manto maternal a nuestra Patria, y con su intercesión la libre de todo peligro presente y futuro que ponga en riesgo la paz, el orden social y los derechos fundamentales de todos los peruanos. Que nos ayude a preservar nuestra frágil democracia, y con ella la libertad, la justicia, la unidad y la paz en el Perú.   

En este año dedicado a San José, concluyamos el rezo del Santo Rosario en el mes de Mayo, con esta oración que reza el Papa Francisco diariamente desde hace más de 40 años:    

Después de haber invocado el auxilio de tu Santísima Esposa,
recurrimos a ti, glorioso Patriarca San José,
cuyo poder sabe hacer posibles las cosas imposibles.
Ven en nuestra ayuda en estos momentos de angustia y dificultad.

Toma bajo tu protección las situaciones
tan graves y difíciles que te confiamos,
para que tengan una buena solución.

Amado Padre,
toda nuestra confianza está puesta en ti.
Que no se diga que te hayamos invocado en vano
y, como puedes hacer todo con Jesús y María,
muéstranos que tu bondad es tan grande como tu poder.
Amén.

Con mi bendición pastoral, pide sus oraciones.

Puede descargar el PDF de esta Carta Circular de nuestro Arzobispo AQUÍ

martes 27 abril, 2021